Noticia: The Bureau XCOM Declassified


The Bureau XCOM Declassified es aquel XCOM que apareció por sorpresa en el E3 de 2010, un intento de poner al día al gran clásico de PC de los años 90, lleno de ideas innovadoras y un estilo rompedor, para luego desaparecer por completo en favor del “otro” XCOM Enemy Unknown, hasta hoy, cuando tras el anuncio de hace unos días hemos podido comprobar en primera persona las excelencias del nuevo juego de 2K.

La historia perfilada por 2K Marin nos lleva a 1962, al momento en que la agencia gubernamental crea un departamento especial para desarrollar su actividad en plena Guerra Fría y combatir el espionaje soviético. La sorpresa llega cuando en el desarrollo de sus actividades, este departamento se topa con un enemigo inesperado: extraterrestres. Entre sus objetivos, además de combatir a los aliens, está el no provocar el pánico en la sociedad, ocultando la terrible verdad a los habitantes de la Tierra: estamos siendo invadidos.
William Carter serás tú, y tendrás que organizar tu equipo de agentes especiales para investigar, interceptar y eliminar al invasor, procurando aprender de ellos, robando su tecnología y desarrollando armas capaces de hacerles frente y rechazar la invasión. Claro, entonces no sabes que esta actividad va a durar décadas, como se refleja en Enemy Unknown, pero la guerra ya ha empezado.
En esencia, TheBureau XCOM Declasssified parece no haber cambiado demasiado desde su primera presentación oficial hace ya tres años, pero rascando un poco la superficie de la acción, descubrimos numerosas novedades. Sí, sigue siendo acción táctica. Sí, sigue siendo en tiempo real y, sí, manejas un equipo de agentes especiales encargados de interceptar y eliminar a la amenaza alienígena. Entonces, ¿dónde están las novedades?
Para empezar, en lo visual. Aunque la ambientación años 60 se mantiene -es un pilar fundamental del diseño gráfico y la historia- los personajes son más realistas, menos estilizados, menos de cómic, como aparecían en sus primeras demos. Luego, está el muy evidente cambio de perspectiva.
En sus apariciones en el E3, el que entonces se llamaba XCOM mostraba cómo la acción siempre se desarrollaba desde una perspectiva en primera persona. Ahora, 2K Marin ha optado por dejarte manejar a Carter y a sus compañeros en tercera persona, siempre, tanto para la exploración como para el combate y, por supuesto, para las escenas cinemáticas.
Y luego, está el modo de batalla (Battle Focus Mode) que, en la práctica, se convierte en el corazón del diseño de jugabilidad. Muy resumido, consiste en que cuando arranca el combate puedes hacer aparecer en pantalla un interfaz de rueda con el que asignar órdenes a tus hombres, dependiendo de sus habilidades y clase (ingeniero, asalto, etc.), para atacar a los aliens. Pueden lanzar minas, ocultarse, moverse, disparar a un objetivo concreto, plantar una torreta automática… y mucho más, que aún no ha sido desvelado, como el total de las clases disponibles, que serán cuatro, habiendo visto en esta primera beta sólo dos de ellas.
La acción se desarrolla en tiempo real, porque el Battle Focus Mode entra en marcha sin detener lo que está pasando en la pantalla… pero ralentizándolo enormemente. Es algo parecido a lo que pasaba en juegos como The Witcher 2: Assassins of Kings, si recuerdas el funcionamiento del interfaz (también de rueda, curiosamente), cuando aparecía en pantalla con los atajos a las señales y objetos, mientras el movimiento permanecía en segundo plano a velocidad muy lenta.

La excelencia de la dirección artística y la ambientación sesentera aportan ese toque único y distintivo que hará que éste se convierta en uno de los juegos más atractivos de este verano. 

playtowin

Apasionado de los videojuegos, coleccionista y escritor, de vez en cuando. "El hombre elige, el esclavo obedece"

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *